Pronación Dolorosa, ¿qué es?

By 3 septiembre, 2014enero 5th, 2017Ejercicio y deporte, Salud

Cuando tenemos niños pequeños siempre es mejor llevarlos de la mano, ¡así podemos evitar muchos sustos! Por ejemplo, cuando bajamos una escalera, el peque se tropieza y gracias a que está sujeta no cae rodando; o cuando esperamos en un semáforo, y un coche pasa más cerca de lo habitual, un rápido tirón podría evitar que se lo lleve por delante. Sin embargo, la solución puede generar un nuevo problema: la pronación dolorosa.

En Club Salud creemos que es importante hablar sobre esta lesión que, aunque es leve, puede afectar al movimiento de nuestro pequeño. Una pronación dolorosa o subluxación de la cabeza del radio o codo de niñera se da cuando un hueso de la articulación del codo se sale de su sitio. Suele producirse en el codo izquierdo más que en el derecho y se soluciona con un movimiento preciso que deberá practicar un médico apto. Por lo general, es frecuente en menores de 4 años y, especialmente, en niñas.

El origen de la lesión no requiere de un golpe previo, sino que se produce cuando un adulto tira de forma brusca, con fuerza, del brazo del niño. Este movimiento provoca que uno de los huesos del codo (el radio) se desplace de su posición habitual, generando que el ligamento que lo rodea quede atrapado entre los huesos del codo, bloqueando así la articulación.

Aunque no suele causar un dolor importante, existen síntomas que identifican la lesión como por ejemplo:

  • El niño no mueve el brazo.
  • Mantiene el brazo flexionado y pegado al cuerpo y, en ocasiones, lo sujeta con el otro brazo.
  • Con la palma de la mano mirando hacia adentro y la muñeca abierta toca con el antebrazo.
  • El niño se queja o llora cuando se le toca en el brazo afectado.

Si sospecha que su pequeño padece una pronación dolorosa, acuda a su centro de salud o a urgencias para que un médico aplique el tratamiento adecuado. El proceso de cura es sencillo, se trata de una maniobra para recolocar el ligamento y desbloquear la articulación, aunque requiere de una rigurosa puesta en práctica. No intente practicarla en casa, por su cuenta. En general, no se prescribe medicación aunque, en algunos casos, se administra ibuprofeno o paracetamol ibuprofeno o paracetamol para aliviar las molestias.

No obstante, el mejor remedio es la prevención. Por eso, desde Club Salud os aconsejamos evitar tirar del brazo del niño como sucede cuando le balanceamos o intentamos ayudarle a subir un bordillo, cuando tiramos de él porque no quiere caminar o le sujetamos al tropezar para evitar que se caiga. Toma nota: Cuando quieras elevar al niño o moverlo de su posición, lo adecuado es sujetarlo por debajo de las axilas.

Deja una respuesta