Malos hábitos para nuestra salud, ¡combátelos!

By 12 mayo, 2014enero 9th, 2017Consejos / Tratamientos, Salud

Fumar, comer comida basura y llevar un estilo de vida sedentario son los responsables de la mitad de las muertes solo en Estados Unidos, unos hábitos que, de forma acelerada, comienzan a extenderse por occidente. Dicho así, este panorama puede asustar, pero lo cierto es que es una realidad que debemos cambiar si queremos mejorar nuestra salud. Lo bueno, ¡que depende solo de nosotros mismos!

De hecho, estudios recientes han demostrado que nunca es demasiado tarde para obtener beneficios para la salud por dejar esos malos hábitos. Es decir, que la edad no debe ser la excusa, nunca, para decidir cambiar nuestro estilo de vida y empezar a cuidarnos como nuestro cuerpo se merece.

Así lo concluyó la investigación de Alison Moore, de la Sociedad Americana de Geriatría, quien evaluó durante 5 años los cambios en la salud de un total de 2.000 personas mayores que habían dejado de fumar y encontró que los fumadores actuales caminaban más lento que los que habían dejado.

Los resultados sugieren que, incluso a una edad avanzada, cambiar los malos hábitos puede repercutir positivamente en la salud de una persona anciana. Pero, fumar no es el único, y por eso en nuestro Club Saludable compartimos con vosotros los 5 malos hábitos que, según Moore debemos incluir en entre nuestros propósitos:

1. La falta de ejercicio: Mantenerse físicamente activo es esencial para mantener el corazón, la mente y los huesos sanos. Si tu rutina sedentaria o quizá alguna enfermedad te lo impide, todavía hay pequeñas maneras de incorporar la actividad física en la rutina diaria, como dar pequeñas caminatas o seguir programas tales como yoga o Pilates.

2. Olvidar tomar la medicina: A muchos nos pasa, pero la mayoría de las personas mayores son quienes más padecen del olvido de tomar a la hora indicada su medicina, sobre todo si toman múltiples medicamentos. Como resultado, algunas personas mayores “ajustan” su rutina de medicamentos todos los días sin hablar con sus médicos.

3. ¿Soy un estorbo? Cuando las personas envejecen, suelen frustrarse porque sienten que no pueden hacer tanto como cuando eran jóvenes. Si bien su  actividad física a veces se restringe debido a las dolencias de salud, eso no significa que su cerebro necesite reducir la velocidad. Hay una gran variedad de actividades para personas de la tercera edad para mantener su mente enfocada y nítida, incluyendo juegos de palabras, juegos interactivos, etc.

4. Fumar y beber: Todos sabemos que el consumo en exceso de tabaco y alcohol tienen efectos negativos para la salud de una persona a cualquier edad, pero las personas mayores que fuman y beben regularmente aumentan sus posibilidades de problemas médicos más avanzados. Los efectos de muchos medicamentos son alterados cuando se mezcla con alcohol, lo que puede plantear riesgos graves para la salud, especialmente para las personas mayores que toman múltiples medicamentos, dijo Moore.

5. Comer mal: El exceso de peso puede causar múltiples problemas de salud y complicaciones, como la diabetes, enfermedades del corazón y derrame cerebral, dijo Moore.

La solución no es dejar de comer, si no mejorar la dieta, sustituyendo los carbohidratos malos como pan blanco, arroz blanco y papa blanca por los buenos carbohidratos papas dulces, pan de trigo, arroz integral.

También añadir proteínas magras, limitando los alimentos con alto contenido de grasa y el contenido de azúcar, te ayudará a mantener un peso saludable.

Deja una respuesta