La afonía: Síntomas, causas y claves para prevenirla

By 11 noviembre, 2013enero 9th, 2017Consejos / Tratamientos, Salud

¿Te ha pasado alguna vez que, de un día para otro, has amanecido sin un hilo de voz? Aunque la mayoría de los casos no avisa ni tampoco produce dolor, la pérdida de voz o afonía puede afectar a cualquier persona y en cualquier momento, ya sea de forma leve, más intensa o incluso, total. ¿A qué se debe y qué podemos hacer para prevenirla?

En primer lugar, descartemos algunas de las causas más comunes de la afonía: Gritar, cambios bruscos de temperatura, el tabaco, los resfriados y catarros, así como el estrés o el sobreesfuerzo. Si de todas ellas, no te identificas con ninguna, puede que la causa de tu afonía se encuentre en una infección respiratoria (como faringitis o amigdalitis, por ejemplo) o en una alergia que todavía no ha sido diagnosticada.

Una vez hayamos detectado qué es lo que te ha dejado mudo, el siguiente paso es dar con el tratamiento adecuado y, para ello, desde nuestro Club Saludable te aconsejamos que acudas a una farmacia en la que encontrarás asesoramiento profesional o, en el caso de que sufras una afección de mayor gravedad, a un especialista.

Sea cual sea tu caso, y si quieres recuperar tu voz lo antes posible, te recomendamos que tomes nota de la siguiente lista de consejos y remedios caseros anti afonía:

– No gritar de manera habitual, controlar el volumen de la voz y evitar hablar mucho tiempo en ambientes ruidosos.

– No fumar y evitar las bebidas alcohólicas.

– Evite comer alimentos picantes. Éstos pueden causar que el ácido del estómago se mueva hacia la garganta.

– Tratar las alergias, resfriados y problemas digestivos.

– Dormir lo suficiente. La fatiga física tiene un efecto negativo sobre la voz.

– Beber agua abundantemente.

Calentar la voz y hacer ejercicios de relajación si vamos a estar hablando durante horas.

Hacer ejercicio regularmente. El ejercicio aumenta el vigor y la tonificación muscular, lo que favorece a mantener una buena postura y respiración, necesarios para hablar de forma correcta.

– El jengibre, un tubérculo con propiedades medicinales y muy recomendado para las afecciones de garganta. Prueba a prepararte una tisana a base de raíz de jengibre, junto con zumo de limón y miel.

– La zanahoria es otro de los alimentos que puede ayudarte a recobrar tu voz; para ello, tendrás que hervirlas y exprimirlas bien para poder beberte el jugo resultante.

– El tomillo. Escalda una cucharada de esta planta aromática en una taza de agua y bébete el jugo, añadiendo zumo de limón y miel.

Fuentes 1 2 3

Deja una respuesta