El estrés de las fiestas: pesadilla de Navidad

Por 26 diciembre, 2013 enero 9th, 2017 Actualidad, Salud

¡Ayer fue el gran día de Navidad! Tocaba vivir esa ilusión de reunirnos con familiares y amigos para celebrar el 25 de diciembre, una de las fechas más señaladas en estas fiestas navideñas, junto con la mañana de los Reyes Magos. Y lo cierto es que este día nos pone a prueba pues, tras la Nochebuena, debemos hacer frente a la resaca, el cansancio, los nervios ¡y el estrés! Las prisas por organizarlo todo nos traen de cabeza y es habitual que los niveles de estrés se disparen notablemente.

La organización de eventos, las relaciones familiares, los compromisos, la búsqueda de regalos, e incluso, el gasto económico que llega en enero. Son los principales enemigos en este momento, no en esencia, pero sí como factores que intensifican nuestro estrés. Por ello, en Club Salud 24 horas consideramos que es el momento de darte algunas pistas sobre cómo evitarlo. ¡Toma nota!

1. Organización y planificación. Fácil de intuir, ¿verdad? Nosotros recomendamos elaborar una check list (una lista) con todo lo que tienes que hacer. Así, evitarás olvidar tareas y podrás llevar un recuento de las que vas realizando.

2. No apuntar a la perfección. Se trata de una meta inaccesible, sobre todo cuando vamos a contrarreloj. No obstante, aunque el tiempo corre para bien de nuestra salud, física y mental, conviene realizar descansos y tener tiempo para uno mismo y las actividades que son de nuestro agrado.

3. Aprender a decir “NO” cuando crees que no puedes asumir una responsabilidad o no dispones de presupuesto suficiente. Como solución alternativa, busca ayuda y apóyate en los demás, por lo que te sugerimos que delegues algunos asuntos en otras personas. El candidato ideal deberá ser alguien con la capacidad de desempeñar la labor asignada. Tenlo en cuenta :)

4. No te descuides y mímate. Cuidar el cuerpo y la mente es crucial para evitar la ansiedad y mantener a raya la tensión. Realiza actividad física moderada ya que es una buena forma de descargar tensiones, desconectar, aumentar la eficacia a la hora de trabajar y ¡no es ningún secreto! descansar mejor. Estar activo te ayudará a dormir más a gusto y reponer fuerzas de forma exitosa.

5. Echa un ojo a la alimentación. Cualifica tus comidas en vez de pensar en la cantidad. Esto significa que pienses en los alimentos como fuente de nutrientes y no únicamente como forma de saciar el apetito. Un buen aporte nutricional hará que tanto el cuerpo como el cerebro funcionen mejor, ayudando a desempeñar las labores con mayor eficiencia.

Con menos estrés, disfrutarás mucho más de las fiestas navideñas y todo lo que conllevan. ¡Prometido!

Deja un comentario