Él es el dueño de tu cuerpo, el que manda y ordena todas las acciones que tu organismo realiza a lo largo del día, incluso mientras duermes. Hablamos del cerebro, el director de orquesta que hace que las millones de neuronas que lo forman respondan a un sinfín de impulsos externos. Por eso, ¿no crees que deberías cuidarlo para que se mantenga sano, joven y lúcido por más tiempo?

Sí, y gran parte de ese cuidado está en lo que comes, por lo que es fundamental tomar esos alimentos clave que cumplan aquel famoso proverbio de origen latín: “mens sana in corpore sano”. Así bien, te contamos en la siguiente lista los 5 mejores alimentos para tu cerebro. ¡Añádelos ya a tu lista de la compra!

1- Pescados: Este mineral rico en fósforo ayuda a fortalecer el cerebro, especialmente, mejorando la memoria. Consúmelo periódicamente, sobre todo, el azul por su alto contenido de Omega 3.

2- Frutos secos: Aportan muchos minerales y vitaminas (fósforo, magnesio, potasio, vitaminas B y E…), y todos ellos se convierten en excelentes herramientas para mantener una buena salud cerebral. Las nueces, por ejemplo, mejoran la memoria de trabajo, es decir, la que almacena a corto plazo de la información.

3- Aguacate: Este superalimento rico en vitamina E posee propiedades antioxidantes que ayudan a prevenir el deterioro precoz de nuestra salud cerebral. También contienen Omega 3, esencial para proteger al cerebro del desgaste prematuro.

4- Aceite de oliva: Posee poderosos efectos antioxidantes de protección para los tejidos. Además, posee grasas saludables que protegen el corazón, favoreciendo la circulación sanguínea y nutriendo a todas las células del cuerpo para que funcionen correctamente.

5- Semillas de chía: Su consumo está de moda, pero sus beneficios son reales y muchos, entre otros, que favorece el funcionamiento de las neuronas y mejora la actividad cerebral. Se trata además de la mayor fuente de omega 3 que podemos obtener de la naturaleza.

¡Y hay más! El brócoli, el cacao, los tomates, los arándanos, la calabaza, el agua (sí, también hay que hidratar las neuronas), etc. Ahora que ya sabes cómo alimentar a tu cerebro, añade estos productos a tu dieta y lograrás prevenir los factores externos que fomentan su envejecimiento. ¿Ya los tomabas habitualmente? Entonces genial, ¡tu mente es de las fuertes! ;)

Fuente: Muy Interesante

Deja una respuesta